CARNÉ POR PUNTOS Y SEGURIDAD VIAL.

14. nov., 2018

 

      Planteada cuestión de constitucionalidad por el juzgado nº 1 de logroño sobre responsabilidad de las AAPP por daños causados por especies cinegéticas en las vías publicas, su compatibilidad con la restringida y tasada casuística achable a aquéllas en cuanto la disposición adicional sexta del RDL 6/2014 coincidente con la novena del actual RDL 6 /2015 de 30 de Octubre por la que se atribuye responsabilidad patrimonial consecuente de la acción de cazar a las AAPP, entendida por ésta cuando  el hecho ocurra dentro de un día hábil de ejercicio de caza u ocurra con anterioridad a las doce horas después de la finalización de dicho día o, como consecuencia de un mal cerramiento de la vía conforme a la legislación, luego indicar a todas luces que responsabilidad objetiva no es responsaibilidad automática. Queda entonces, constreñida la responsabilidad por especies cinegéticas estrictamente a esos tasados supuestos ignorando la nota caracteristica de la objetividad de la responsabilidad de las AAPP conforme al art. 106 CE, según esta nueva STC 112/2018 entendemos que no, en cuanto el régimen constitucional de responsabilidad de estas se determina por criterios objetivos, que implican la necesidad, tanto de la relación de causalidad como de la formula de de imputación del daño que permita conectar  de forma palmaria el perjuicio producido con la actividad llevada a cabo por el agente del mismo en este caso por una AAPP. Esa es la directriz marcada por la doctrina constitucional. Se exige a la vez, en la responsabilidad objetiva determinados requisitos concurrentes; que sea imputable al funcionamiento de los servicios públicos y que el particular sufra una lesión efectiva. Concluye el TC con esta sentencia que el legislador puede regular la responsabilidad pero no desnaturalizarla y que adentrándose en el regulación en materia sectorial de tráfico el TC extiende los títulos de imputación para impedir que el conductor asuma la responsabilidad aunque lo hubiese hecho con diligencia  Y añade:

        Ahora bien, descartada la operatividad del supesto de hecho concretamente previsto, esto es, una vez acreditado que no existió la concreta acción de caza mayor expresamente aludida, el órgano judicial aún puede planteanrse, dentro del tenor literal posible del precepto, si, fuera de ese caso particularmente previsto, existe algún título de imputación válidadmente aceptado que permita atribuir el daño a una lesión efectivamente producida por el funcionamiento del servicio público. Así, el precepto no excluye que aquél (como cualquier otra persona) pueda ser considerado responsable del accidente, en aplicacion de norma generales que regulan la responsabilidad, y por ende, existiendo una actividad de titularidad administrtiva o servicio publico, la disposición adicional novena ( actual disposición actual séptima) de la ley de tráfico sólo resulta compatible con el régimen de responsabilidad patrimonial de lal administración previsto en el artículo 106.2 CE, si se interpreta en el sentido de que, no existiendo acción de caza mayor, aún pueda determinarse la posible responsablidad patrimonial de la  administración acudiendo a cualquier titulo de imputación legalmente idóneo para fundar la misma, sin declarar automaticamente la responsablidad del conductor. 

 En definitiva que, al margén de los supuesto tasados en la ley sectorial de tráfico atribuye responsabilidad patrimonial a las AAPP; día habil del ejercicio de la accion de cazar y lo que por ello ha de ser entendido y, omisión o  defectuoso cerramiento de la vía cuando halla obligación legal de hacerlo, se pueden buscar otra seria de exigencias de hecho que tendrán cavida previo juicio ponderado del juez ad quem, dentro de la figura de la responsabilidad objetiva de las AAPP por su funcionamiento normal u anormal con origen en el art. 106.2 CE.

17. jul., 2018

 

         El titular del Juzgado de lo penal nº1 de Toledo planteó cuestión de inconstitucionalidad 6104/2017 en relacion con el parráfo segundo inciso segundo del art. 384 del vigente código penal y el tipo sancionador  administrativo art. 67k del RDL 30/2015 que preceptúa conducir sin haber obtenido el correspondiente permiso o licencia de conducción y, el Tribunal Constitucional mediante Auto 67/2018 de 20 de Junio inadmitió dicha cuestión en la tesitura fundamental de que no considera que exista un solapamiento de sanción y pena bajo un mismo tipo o descripción de un hecho y, por ende, vulneracón del principio non bis in idem (sancionar un hecho/s dos veces), así justifica que, la sanción administrativa castiga mediante sanción aquél que realizando la actividad de conducir con un vehículo de una determinada categoria a la que se le asigna un permiso especifico determinado y concurrentemetne no lo obtuvo para tal, pero que sin embargo si que posee otro de otra categoria distinta por lo que este usuario no desconoce de forma absoluta el lenguaje y señalización de las normas del tráfico y seguridad vial, independientemente de la pericia que dicho usuario  tenga en la conducción por motivos que se desconocen, sin embargo el tipo penal  castiga a través de una pena determinada, prision de 3 a 6 meses, multa de 12 a 24 mesees o, trabajos en beneficio de la Comuniad de 31 a 90 días otra conducta omisiva de mucha mayor entidad en cuanto dicho usuario no posee ningún tipo de permiso de conducción y por tanto desconoce de forma absoluta cualquier norma oficial reglada u armonizada por la autoridades competentes en materia de trafico de y seguridad vial así se colma el tipo delictivo en cuanto que sabiendo que ha de tener una formación en dicha materia de seguridad vial opta por conducir sin obtener esos conocimientos necesarios, normas de señalización y comportamiento que sin embargo quien conduce habiendo obtenido alguna clase de permiso de conducir sin ser la que corresponde a ese vehículo que en ese nomento conduce se le supune de mayor prudencia aunque en sí la conducta conlleve una transgresión legal, para eso están los distintas clases de permiso de condución, si bien a la hora de ser declarada la perdida de vigencia por todos los puntos, se engloban todos bajo un mismo conjunto unitario dado que al que le retiran x puntos por una sanción admininistrativa determinada se los quitan para todas las clases de permiso. En definitiva que, si se imputa un delito contra la seguridad vial por no haber obtenido nunca permiso de conducción no se puede sancionar a la vez por no haber obtenido del correspondiente perniso de conducción, siendo la transgresion legal de la sancion administrativa y del tipo penal completamente distintas aunque aparentemente no lo parezca de su propio tenor literal.

29. may., 2018

 

       Existen no pocas controversias sobre la posibilidad de que se pueda apreciar reincidencia conforme al art. 22.8 del C.P respecto a las distintas variantes de delitos contra la seguridad vial, en especial, los tipos delitctivos previstos en Código penal Cap IV arts 379 a 381 y los nuevos tipos previstos en el art. 384, debiendose concluir que para que se dé tal circunstancia ha de ser el mismo delito, del mismo titulo y de la misma naturaleza, detalle este que se ha de ententer en el modo de lesionar el determinado bien juridico protegido. Por lo tanto, no se ha de apreciar la agravante de reincidencia en aquellos tipos delictivos contra la seguridad vial de la apreciación de los primeros con una posible comisión de los segundos, ni tampoco de entre estos últimos por los que principalmente lo que se condena es la perdida de vigencia del permiso de conduccion por agotamiento de todos los puntos por acumulacion de sanciones administrativas o, bien por resolución judicial firme o cautelar, no se ha de apreciar. No se acometen de la misma forma un delito contra la seguridad vial por la influencia de los efectos del alcohol o las drogas en la conducción que, por el hecho de desobedecer una resolución que mediante la  perdida de vigencia prohibe la conducción hasta su nueva obtención conforme la legalidad vigente en cuanto a su recuperación ni, tampo un exceso de velocidad con cualquier variante tipificada del art. 384 ya mencionado, siendo lo no coincidente para apreciar la figura agravante el modo de acometer el delito en su propia naturaleza.

26. abr., 2018

 

        Una vez que  ha recaido sentencia judicial firme o resolucion con adopción de medida cautelar por la que  a una determinada persona se le ha condenado o restringido cautelarmente, entre otras, a la pena o restricción de privacion del permiso de conducción superior o no a dos años, habiendo empezado a correr el plazo de condena o restricción, si por el motivo que fuere esta persona se le detectará realizando dicha actividad de conduccion de vehículos a motor o ciclomotor antes de cumplir plenamente el plazo temporal privativo impuesto como pena condenatoria, se incurriria en el tipo penal incurso en el art 468 del C.P como quebrantamiento de condena con las consecuentes nueva e hipotetica pena prevista en el mismo que consiste en pena de multa de doce a veinticuatromeses y, teniendose por cumplida, su nuevo plazo de extinción de antecedentes penales. Sin embargo con la nueva modalidad de permiso por puntos en cuanto que de imponerse una condena superior a  dos años de privacion del derecho de conduccion, si cumplido éste se sorprendieré conduciendo  a la persona que se condenó sería sancionado con una multa de 500 euros si no hubiere realizado el curso de reeducación y sensibilización previsto para estos casos pero al contrario que anteriormente no se pierde definitivamente el permiso de conducir dandose la paradoja que al prever el art. 47 del C.P que de ser la pena superior a dos años se perderá la vigencia del permiso, teniendose esta figura "la perdiada de vigencia del permiso" como novedosa entraña cualitativamene menor transcendencia en el orden penal que en el administrativo, ya que en el ámbito administrativo e incluso sin estar definido en la legislacion de seguridad vial como una verdadera sanción dicha figura, una vez que la resolución sancionadora deviene firme (es irrecurrible) la consecuencia a ser sorprendido conduciendo es la imputación del tipo penal del art.384.1 del C.P perdida de vigencia por perdida total de puntos incluso cumplido el plazo de tres o seis meses(conductor particular o profesional) sin realizar curso alguno de reeducacion y sensibilización y, de forma extraña si se es sorprendido en la conduccion habiendo cumplido la condena judicial penal procede la imposición de sanción administrativa por no haber realizado el curso oportuno de reeducacion y  sensibilización para el caso, y ello debido a que se da un su supuesto atipico en cuanto que el art.384 CP contempla la culminación del tipo delictivo por perdida de vigencia por agotamiento total de los puntos y no por cualquier otro motivo debiendose distinguir entonces  entre si la condena fue inferior a dos años que conllevaria sanción grave con cuantía de doscintos euros o superior a dos años sancion muy grave con cuantía de 500 euros. También se ha de señalar que para que se dé pena accesoria del perdida de vigencia del art 47.3 del CP no se podrá tener en cuenta la suma de todas las posibles penas impuestas por concurso real de distintos delitos cometidos, debiense ser por el contrario la pena relativa a uno sólo de ellos y superior a 2 años. Lo que es lo mismo:

Conducir con resolucion administrativa declarativa de perdida de vigencia del permiso por perdida total de puntos firme igual a delito del art. 384.1 CP; prision de 3 a 6 meses, multa de 12 a 24 meses o trabajos comunidad 31 a 90. Una de la tres, no se suman.

Conducir cumplida condena penal de privación del derecho a conducir inferior a dos años igual a sancion administrativa grave 200 euros.

Conducir cumplida la condena penal de privacion del derecho a conducir superior a dos años igual a sancion administrativa muy grave 500 euros ar. 65.5k LSV con posibilidad de inmovilizacion del vehículo. Posible acusacion M.FISCAL por quebrantamiento condena del art. 468 CP si existe previo apercibimiento del juzgado.

Conducir hallandose cumpliendo condena de privacion por resolucion judicial firme o cautelar igual al tipo penal del art. 468 quebrantamiento de condena; multa de 12 a 24 meses.

19. mar., 2018

 

              Desde la perspectiva cuantitativa y sancionadora que cualquier persona con permiso de conduccion por puntos pueda percibir unicamente con sentido común y, destacado el dato de no poder obtener nuevo permiso en el plazo de seis o tres meses, dependiendo para particular o conductor profesional, una vez vencido este plazo sin haber querido o podido obtener uno nuevo bajo el prisma de realizar el curso de sensibilizacion y reeducacion pertinente que señala en reglamento de conductorres, por el motivo que fuere voluntario o ajeno a su voluntad, si el usuario fuere sorprendido conduciendo ¿ seguria sienddo delito ? o ¿ será sancion administrativa simplemente?. Pues bien, confirmar que en la práctica forense fiscalia entiende que dado el supuesto de perdida de vigencia de permiso de conducir por agotamiento total de puntos, si vencido el plazo segun que tipo de usuarío, éste fuera sorprendido en la actividad de lal conducción de vehiúclo a motor se le atribuiria igualmente que sin no hubiere venciodo el plazo, un delito contra la seguridad vial de los contemplados en el art.  384.1 del CP.  Pero sin embargo, si el usuario fue condenado en el marco de un procedimiento penal a una determinada condena de la que tienen encaje en este tipo de delitos contra la seguridad vial a un tiempo determinado sin poder conducir y, a posteriori de cumpllir este tiempo fuere sorprendido in fraganti en la conducción, procederia unicamente sancion administrativa en cuanto que la propia normativa administrativa prevé que una vez cumplido el plazo de condena de prohibicion de conduccción deberá el condenado realizar un curso de reeducación y sensibilización previo, por lo tanto la consecuencia es de una entidad menor que si se perdió todos los puntos, dado que  cualquier subtipo de los delitos contra la Seguridad vial menos el de conduccion bajo la perdida total de puntos, lleva aparejado la retirada temporal del permiso.